29-09-2020
Movilizaciones frente al Congreso y en Plaza de Mayo
Dos marchas contra el FMI: "La deuda es con el Pueblo"
Mientras organizaciones afines al Frente de Todos se movilizaron en las afueras del Congreso, la Izquierda movilizó a Plaza de Mayo. Ambas marchan centraron su reclamo que la "deuda es con el pueblo" y protesta contra el FMI.
Las protestas contra el FMI se organizaron alrededor de dos marchas: la primera, protagonizada por los movimientos de la economía popular, desembocó en la Plaza del Congreso y tuvo como eje el acompañamiento al gobierno nacional y la aseveración de que "la deuda es con el pueblo"; la segunda, organizada por agrupaciones de izquierda, se realizó en Plaza de Mayo y tuvo como principal bandera la ruptura con el FMI y el no pago de una deuda que consideran "ilegítima".

La movilización, impulsada por la Unión de Trabajadores de la Economía Popular (UTEP), incluyó ollas populares y la instalación de un escenario sobre la avenida Entre Ríos, desde donde todos los representantes de las organizaciones que participaron brindaron su discurso ante los manifestantes.

A la UTEP se sumaron también la Confederación Argentina de Trabajadores del Transporte (CATT), las dos líneas de la CTA, la Federación Marítima, Portuaria y de la Industria Naval (Fempinra) y la Asociación Bancaria (AB), entre otras organizaciones.

La movilización se inició a las 17 y partió desde el centro porteño hacia el Congreso, donde el ministro de Economía exponía ante la Cámara de Diputados sobre el proceso de reestructuración de la deuda.

"Estamos acá porque nos convoca el rechazo a los objetivos de la misión del Fondo, porque no creemos que la deuda se pueda pagar con ajuste y con hambre. Es importante que el Gobierno logre impulsar una negociación que no perjudique a los sectores populares porque cada acuerdo pasado con el Fondo fue en detrimento del tejido social", explicó a Página/12 Gildo Onorato, referente de la UTEP y presidente de la Federación de Cooperativas de Trabajo Evita. 

"Está claro que hay que entablar una negociación, pero no puede ser a costa del pueblo argentino y por eso estamos acá", sintetizó Onorato. Mientras tanto, sobre el escenario estaban referentes de los movimientos populares --como Esteban "Gringo" Castro, Emilio Pérsico, Juan Carlos Alderete; ex funcionarios kirchneristas y dirigentes sindicales, como el dirigente de la CGT y jefe del gremio de Dragado y Balizamiento, Juan Carlos Schmid y de la CTA - Autónoma, como Oscar de Isasi.

"También le queremos decir al Fondo que vamos a investigar la deuda que contrajo Macri. De los 44 mil millones de dólares que el Fondo prestó, 37 mil millones se fugaron", declaró, a los gritos, el diputado y dirigente de la CCC Juan Carlos Alderete.

Durante el acto, los referentes de los movimientos populares hicieron hincapié en que los verdaderos acreedores eran los sectores más vulnerables y en que "el hambre no puede esperar, que espere el Fondo". También se pidió por la libertad de Milagro Sala y de todos los presos políticos y se destacó la unidad lograda entre los movimientos sociales y las organizaciones sindicales. 

Desde La Plata, hubo una concurrida columna del Movimiento Evita, liderada entre otros por Gustavo Di Marzio quien señaló: "Debemos estar en la calle movilizados, porque luego del desastre de Macri, la deuda no es con el FMI que fue cómplice de la alianza Cambiemos, la verdadera deuda es con el Pueblo y este Gobierno con su lucha contra el hambre y las mejoras del consumo popular va en el camino correcto; pero debe tener en claro que el Frente de Todos vino a saldar una deuda con los sectores populares que destruyó el gobierno anterior y el FMI que espere en la cola para cobrar cuando la Argentina esté de pie y recuperada, mientras a la par se revisa si esa deuda es legítima".

La Izquierda en Plaza de Mayo 

Por su parte, militantes del Frente de Izquierda y los Trabajadores (PTS, PO y MST) se concentraron en 9 de Julio y avenida de Mayo, y marchaban hacia la Plaza de Mayo, bajo la consigna "Llega la misión del FMI-Malvenidos" y en rechazo al "pacto Gobierno-oposición" para renegociar la deuda.

Más temprano, otras organizaciones realizaron ollas populares en el Obelisco y marcharon hasta las oficinas porteñas del FMI, en rechazo a la llegada al país de una delegación de ese organismo multilateral de crédito, en vísperas de una nueva negociación sobre los vencimientos de la deuda.

El Frente de Organizaciones en Lucha (FOL) y el Frente Darío Santillán fueron parte de la actividad que desarrollaron a partir de este mediodía un total de once organizaciones sociales y políticas, que se congregaron en el Obelisco, en el cruce de las avenidas 9 de Julio y Corrientes.

Poco después de las 13, los manifestantes emprendieron su marcha hacia las oficinas porteñas del FMI, ubicadas en Paraguay y 9 de Julio.

"La deuda es con el pueblo, no con el FMI", dijeron voceros de FOL en diálogo con Télam y remarcaron que su reclamo pasa por la "suspensión del pago" de las obligaciones que Argentina tiene con el FMI y la puesta en marcha de una investigación sobre los fondos que reclaman los acreedores.

"Realizamos una marcha alternativa a la de las organizaciones oficialistas para enfrentar el saqueo de la deuda, porque es imposible pagarla sin ajustar a las mayorías populares ni meterles la mano en el bolsillo otra vez a los jubilados. Renegociar la deuda es un rescate a los especuladores que se la fugaron: el camino de la ruptura con el FMI es el único que se impone para defender el futuro", expresó el diputado nacional y ex candidato presidencial del FIT, Nicolás Del Caño.

En tanto, como parte de una jornada nacional, las movilizaciones en rechazo a la presencia de la delegación del FMI en la Argentina se replicaron hoy en distintos puntos del interior del país, como fue el caso de las ciudades de Córdoba y de Mar del Plata.