14-11-2019
Entrevista
UNTREF: Mujica defiende la integración

El cabecilla uruguayo platicó de las dinámicas presentes del capitalismo global y de los grandes retos que les plantea a las naciones de la región.


El ex presidente de Uruguay y militante popular José "Pepe" Mujica afirmó que es imprescindible la integración regional. "Necesitamos sin renunciamiento una sólida política de alianza y de defensa del patrimonio común buscando desarrollarnos y distribuir mejor. No hay país de América Latina que pueda negociar solo en un plano de igualdad con China, Estados Unidos, India Europa", apuntó en una entrevista exclusiva concedida a los medios de la UNTREF, luego de una charla que dio a los estudiantes junto al presidente electo de ArgentinaAlberto Fernández

"América es una pero es diversa", afirmó el ex jefe de Estado uruguayo, agregando que el desafío es "entender que hay que juntarse, cualquiera sea la inclinación ideológica y la bandera". Como enfatizó, "fundamos muchos países pero por ahora hemos fracasado en fundar la nación americana". 

Mujica criticó al empresariado local al decir que los países latinoamericanos son "formidables generadores de capital que se invierte en otro lado y no se invierte en América, porque nuestras burguesías están acorraladas por el mundo transnacional, se han transformado en burguesías rentistas". Según él, "desde el Estado las tenemos que sacudir, no con el sueño de que dejen de ser burguesía, sino de que sean parte sustantiva del desarrollo nacional", una tarea ardua ya que esto "significa un cambio cultural en la izquierda y en la derecha".
Haciendo una autocrítica sobre el papel de la izquierda, comentó que su generación pensó que cambiando la propiedad y la orientación de la economía iba a tener un hombre nuevo. "No pudimos medir que un sistema además de una forma de producir y distribuir es una cultura, y que los cambios culturales en el fondo son la verdadera revolución", definió. 

El dirigente reflexionó sobre el neocolonialismo que afecta a Latinoamérica y señaló los cambios culturales que se deben poner en marcha para resistirlo. Para Mujica, la gran contradicción que padecen nuestros gobiernos es que deben generar empleo para su gente a través de la inversión extranjera, que pide requisitos y ventajas comparativas. El ex presidente definió a ese neocolonialismo como "un complejo de fuerzas contemporáneas que opera sobre nosotros mismos", y apuntó que es un fenómeno que "no se ve".