12-12-2018
Iniciativa votada por por el macrismos y la CC - ARI
UniCABA: En el centenario de la Reforma Universitaria, Rodríguez Larreta creó la antiuniversidad pública pedagógica
La iniciativa se aprobó sólo con votos del macrismo y la Coalición Cívica. No designa presupuesto, sede ni forma de organización de la futura Universidad. Sólo se sabe que el Ejecutivo designará al rector y toda la plana directiva,por lo que la Universidad nacerá sin autarquía, ni autonomía, ni gobierno tripartito, ni cuatripartito. Todo en el año del Centenario de la Reforma Universitaria.
Sólo con los votos de los 34 diputados macristas y de la Colalición Cívica del Bloque "Vamos Juntos" y con el rechazo de toda la comunidad educativa porteña, los legisladores oficialistas aprobaron este jueves el proyecto de ley que crea la Universidad de Formación Docente de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (UniCABA). De esta forma se concretó la modificación educativa que impulsa el gobierno de Horacio Rodríguez Larreta frente al rechazo unánime de la oposición (nueve bloques votaron en contra) y de las severas críticas que recibió la iniciativa por parte de gremios docentes, especialistas y educadores.

Con lo cual Rodríguez Larreta y la ministra de Educación porteña, Soledad Acuña -que no es docente- tendrán una verdadera antiuniversidad pública, ya que en el año del Centenario de la Reforma Universitaria, esta nueva Casa de Altos Estudios es un verdadero engendro contra natura que ignora los principios básicos reformistas de de autarquía, autonomía y gobierno tripartito o cuatripartito como hay en algunas universidades donde los no docentes también son parte del cogobierno como la Universidad Nacional de La Plata; además está Universidad que en el proyecto inicial buscaba eliminar a los institutos superiores de formación docentes capitalinos, es una verdadera universidad del "ajuste" o de un gasto superfluó innecesario ya que con asiento en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y con proyección federal existe la Universidad Pedagógica Nacional (UNIPE).

El proyecto plantea la creación de una universidad que tendrá como "objeto la formación inicial y continua para todos los niveles y modalidades del sistema educativo" y apuesta a que "la nueva universidad articule con los 29 profesorados que deberán pasar por un proceso de evaluación institucional". El oficialismo modificó el proyecto inicial, que estipulaba la eliminación inmediata de los 29 institutos, sin embargo el nuevo texto no especifica taxativamente qué sucederá con esos profesorados. 

Sólo se sabe que el Ejecutivo designará al rector y toda la plana directiva (por lo que la universidad nacerá sin autarquía ni autonomía), y además establecerá una Agencia Evaluadora, que examinará la viabilidad de cada profesorado. Ante esto, todos los gremios -que este jueves estuvieron de paro- hablaron de una "muerte lenta" de los institutos de formación docente públicos. Y remarcaron lo de "públicos", ya que esta Agencia sólo evaluará a los profesorados de este nivel. Los privados, fomentado por un supuesto arreglo entre la Iglesia y la Ciudad, estarán eximidos, tanto de la evaluación como de la necesidad de actualizar el sistema informático de administración, que deberá llevar a cabo cada instituto público, de acuerdo a la ley. Según el Ejecutivo, es para conocer la cantidad de alumnos y docentes que tienen los profesorados: "La matrícula está ligada a los subsidios. Buscamos que se achiquen los márgenes para que se oculte información".

Además, el expediente faculta al Ejecutivo a "realizar las modificaciones presupuestarias necesarias, a fin de garantizar los recursos indispensables" para el funcionamiento de la UniCABA y le otorga al Gobierno de la Ciudad el poder de elegir el rector de la universidad.

En ninguno de los artículos se especifica cómo será el financiamiento de la UniCABA, dónde funcionará ni de qué manera se integrará con los profesorados ya existentes. El proyecto solamente aclara que "hasta tanto se dote a la UniCABA de presupuesto propio, los gastos necesarios para su organización y funcionamiento serán solventados por los fondos que a tal fin destine el Poder Ejecutivo", señaló Tiempo Argentino sobre la inciativa aprobada.

Desde el miércoles, diferentes sectores comenzaron un acampe en las proximidades de la Legislatura en protesta por esta medida que tuvo los votos suficientes para su aprobación y que con una Legislatura vallada hubo represión a los manifestantes.. 

"Estamos acá en el contexto de repudio a la inminente votación del proyecto de UniCaba, cerrando el año con clases públicas, y nos vemos en la obligación de realizar este tipo de reclamos. Llevamos un año de conflicto, tratando de discutir la matriz de un proyecto inconsulto que no recupera las identidades de las diversas instituciones educativas", manifestó Martín Cifuentes, profesor del departamento de Historia del Instituto Joaquín V. González, en diálogo con Tiempo Argentino.

Además, advirtió irregularidades y puntos poco claros de la iniciativa de Cambiemos: "Ante este conflicto, desde el oficialismo afirman que esta normativa busca mejorar la educación pública. Como educadores estamos de acuerdo con que la enseñanza debe ser mejorada, pero tiene que ser con la voz y la participación de todos los que estamos diariamente construyendo la enseñanza: docentes, estudiantes, directivos administrativos y toda la comunidad". Y agregó que que la matriz de fondo "es la destrucción del sistema educativo de formadores docentes frente a un proyecto de universidad que es marketinero y que no tiene en claro ningún tipo de formación concreta para la Ciudad".

Según Cifuentes, el proyecto inicial tendía a la desintegración de los institutos por lo que no se garantizaba la fuente laboral de los docentes. Además, destacó que aún no queda claro cuál es el tipo de estructura en el ámbito de los educadores: "En el aspecto institucional, se habla de un sistema formador y evaluador. Entendemos que tiene la finalidad de cerrar la matrícula y las fuentes de trabajo".

Los alumnos también se sienten desprotegidos ante este proyecto. Facundo Karazey alumno de la carrera de profesorado de Historia del mismo establecimiento, expresó: "Este proyecto elimina las particularidades de cada institución educativa. Son 29 instituciones y cada una tiene un recorrido pedagógico que se busca derrumbar. Esta normativa dice que busca jerarquizar la educación pero claramente es una cáscara que llevará al recorte en la educación pública".

"Es muy raro que estemos discutiendo una reforma rodeados de tanquetas, hidrantes, carros de asalto y diputados agredidos. Es un contrasentido, y sucede porque el proyecto ha logrado unanimidad en el rechazo", dijo en el recinto el legislador Leandro Santoro (UC) y según informó Página/12 además dijo: "Es un proyecto que apunta a destruir la autonomía del régimen de formación docente. Hay un nuevo paradigma neoliberal cultural que entiende a la educación como mercancía, y están tratando de construir un modelo que se asienta en la idea de que el alumno tiene que ser un emprendedor individualista... Proponen la muerte por goteo. No hay coexistencia, hay competencia".

En ese sentido, Maria Rosa Muiños (BP), sostuvo que "yo me he reunido con la ministra (Acuña), que siempre afirmó que esta ley no era para que los profesorados dejaran de existir, en privado, en público y en la televisión y lo pueden buscar. Dijo que finalmente, más tarde o más temprano, el producto de todo esto iba a ser la muerte de los profesorados. No es una fantasía. Lo dijo por Crónica TV", según consignó Página/12

De acuerdo al mismo medio, el socialista Roy Cortina criticó "la falta de intelectuales que sostengan la ley" y se señaló "el silencio de los diputados del oficialismo, que son muy capaces de argumentar, pero nadie quiso hablar".