19-02-2018
"El ajuste que no alcanza"
Por Belen Marty @belenmarty

Macri anuncia un fuerte recorte en la estructura del Estado, dice el diario La Nación el 29 de enero. Fuerte fue Katrina. El economista José Luis Espert, para la pelota en seco y explica, con su habitual frontalidad: [El recorte] son $800M/$1.000M. El gasto público está en $4.500.00.000M. O sea, el recorte es el 0.2 por mil. Sí 0.02%. Es decir, son tres empanadas.

"Para dar una señal de austeridad, reducirá un 20% los cargos en los ministerios y congelará durante un año el salario de los funcionarios; esperan producir un ahorro de entre 800 y 1000 millones de pesos", continua el artículo del tradicional diario argentino.

Pero esto de ajuste tiene lo que yo tengo de rubia y de ojos celestes: Muy poco. Haciendo ese mismo cálculo, pero contra el presupuesto Nacional del presidente, la baja resulta desopilante (ver con ironía). "$1.000M/$2.904.414M da 0.34 por mil=0.034%. Tierno". En otras palabras, es un 0.034 del gasto del Estado.

Hay algunos que se contentarán con el "algo es algo". Pero para los liberales, que aspiramos a un Estado más chico, esto no alcanza. Si no fuera una tragedia hasta sería divertido. Solo los amigos de la frase "roban pero hacen" pueden considerar a esto una medida ideal.

Mientras tanto, el sector productivo (es decir, todo lo que no es el Estado), el único sector capaz de crear riqueza (porque la riqueza se crea, algo que los progres les cuenta tanto entender) sigue sufriendo los escandalosos impuestos macristas. La suba del impuesto inmobiliario residencial, el rural, el "módico" ABL, el de la Renta Financiera, y un largo etc…

A modo de reflexión sobre esto, me gustaría hacerme eco de las palabras del profesor Carlos Rodríguez Braun que dice "para tantos intoxicados por la fatal arrogancia neoclásica, el tamaño del Estado no importa, es decir, la libertad de los ciudadanos no importa, y podrá ser quebrantada sin un límite preciso, porque en realidad es sólo un problema técnico".

Por qué acá la pregunta no es ¿cuán grande debe ser el Estado? La pregunta debe ser: ¿cual es el rol del Estado? Y sobre esa respuesta, volver a preguntarse ¿es necesario desarrollar programas públicos eficientes para ofrecer bienes y servicios públicos que ni el sector sin ánimo de lucro ni el mercado pueden suministrar?

Volviendo al "fuerte" recorte que mencionan desde el Gobierno ahora después de ver lo que significa en el contexto, sabemos que más que "fuerte" es un empujón de un anciano.

"Como anticipó la nación en las últimas semanas, se prevé eliminar entre 600 y 700 cargos de la administración nacional. El Estado cuenta hoy con unos 3500 cargos jerárquicos, incluidos los organismos descentralizados, como el PAMI y la Anses , y se estima que cada repartición tendrá que reducir cerca de un 20% de su personal jerárquico", explican en el artículo.

Además de la eliminación de cargos jerárquicos, se prevé un congelamiento del salario de otros (los tantos que quedan) de funcionarios de alto rango.

En administración pública nacional (APN) trabajan hoy unos 210.000 empleados públicos, que no se verán (para nada) afectados por estas medidas oficialistas.

Mientras tanto: Sigue la fiesta y el derroche

Mientras el estado Nacional y sus asesores insisten en ser cuidadosos con los pesos recaudados (al menos en el mundo de la teoría y la semántica), el gobierno de la ciudad parece sobrarle mucha partida presupuestaria para gastar en… Bueno, díganme ustedes un nombre para su despilfarro.

El gobierno se gastó 170 millones de pesos en consultorías. Sumado a eso, entre el Desfile Navideño, Buenos Aires Playa y el Carnaval, la Ciudad gastó más de 80 millones de pesos.Solo la producción del evento del carnaval porteño está costando unos 2.195.000. En el ínterin, Rodríguez Larreta dijo que el Gobierno lleva adelante "una gran política de austeridad".

Me parece que subsidiar con $100.000 a la Asociación Argentina de Surf no parecería ser una decisión muy austera.

Por supuesto, el país y la ciudad, gasta la que no tiene quitándole a los que producen, porque de algún lado tienen que venir los recursos.

Otro que parecería tener un cheque en blanco es la provincia de Santa Fe que se gastó $23.7 millones en la instalación de una pantalla exterior en el Museo del Deporte en Rosario.

En fin, si el Gobierno tiene ganas y voluntad política (por que sin eso las ganas no alcanzan) de arrancar un plan de austeridad, reducir algunos puestos laborales no alcanza y parece que se nos ríen en la cara. Un "ajuste" solo para la gilada. El cambio debe venir de la mano de un vire de estrategia, con todos los funcionarios subidos al barco del ahorro y no del despilfarro. Reduciendo el gasto en todos los rincones de las miles de secretarías, subsecretarías, y en las miles de decisiones discrecionales que toman a diario con el dinero de todos nosotros.

Belén Marty. Exclusivo para Cadena BA. 31/02/2018

Periodista,  Lic. en Comunicación Social (Univ. Austral), Maestrando en Economía y Ciencias Políticas (Eseade). Directora de Academia WAW. Ex corresponsal Cono Sur y Cuba de Pamam Post. Ex gestora de Contenidos de @StaplesAR.





PI Global Media